martes, 25 de diciembre de 2007

Sademo en tiendas


En tiendas de cómic :Norma cómics (Barcelona) , Atom cómics (Madrid), Taj-mahal (Zaragoza)...; Fnac; la Casa del Libro; Bertrand; internet...

4 comentarios:

Ricardo Esteban. Dibbuks dijo...

Te ha quedado precioso. Y la portada una maravilla.
Suerte con él. Te la mereces.

Chema Lera dijo...

Enhorabuena, Carlos. He visto lo que publicas en tu blog, tiene muy buena pinta. Espero hacerme con él.
Un abrazo,
Chema Lera

Anónimo dijo...

Pero qué pedazo de historia, Dios mío!!! Viva Sademo!!!
Además de trascendente, hermoso y vivo, encima está súper bien hecho...

Adelante!! Los niños salvajes de la Nueva Era!!!


Leona Andrea

wildchild dijo...

Sademo es un comic lleno de sentimientos y la vez de tormentos todo ello envuelto en lugares de fantasía filosófica con un trasfondo onírico en el que conviven sueños y pesadillas que se nos muestran reflejados en los ojos del protagonista (Sademo) mientras busca su sitio en el mundo, vamos observando pero sobretodo sintiendo sus peripecias, miedos y amores que le llevaran a conocerse a el mismo hasta descubrir una abstracta y posible verdad.

Carlos Bribián ha creado un comic que no engancha si no que envuelve y arropa, que te hace pensar, incluso plantearte la vida de otra manera, pero lo mas importante es que aunque la fantasía recorra cada una de la hojas de este comic, que duda cabe de que esta basado en la realidad, pero tanto nosotros como el protagonista tenemos que descubrirla a traves de ese intenso recorrido que es la lectura de Sademo

Se podría decir que este tebeo muestra una dualidad perfecta, un enfrentamiento continuo con todo lo que conocemos bien/mal, duda/decisión, miedo/valor etc., en ocasiones dramático en otras divertido pero dispuesto de tal forma que parece un cuento de hadas real en un sitio que no lo es, un conductor perfecto en forma de fábula que nos acercar un poquito mas a nosotros mismos de tal forma que según nuestra visión del mundo y personalidad sacaremos conclusiones diferentes, todo esto sin caer en moralinas faciles.